domingo, 5 de junio de 2016

LA MENTIRA DE LA OSCURIDAD...

El mayor logro de Satanás fue conseguir que la gente creyera que existía. Y no es así. No existe. Si todos en este planeta dejaran de lado eso, y caminaran más allá de ello, este planeta sería totalmente diferente. Esa creencia ha estado y todavía esta, arraigada en todo nosotros, en la conciencia de masas que Satanás es tan poderoso, tan efectivo que con solo pensar en el, puede hacer desaparecer todo. No es cierto, pero eso es lo que la gente cree, y por lo tanto, lo es.
Es difícil, muy difícil ir más allá de toda la vieja programación del infierno y todo eso. ¿Cuánto tiempo ha pasado viviendo esta carga que no nos pertenece, que hemos hecho algo malo, que somos malos o que existe el mal? ¿Podrían imaginar, una vez más, una sociedad, un lugar, una Tierra donde nada de esto existió? La libertad es la liberación de la mentira. Esa es probablemente la forma más fácil de decirlo. Libertad es caminar más allá de esa mentira. Es una gran mentira. ¿Quién es Satanás? 
Los humanos que no se permiten a sí mismos ser el Yo Soy. Los humanos que utilizaron inicialmente el concepto de Satanás y la oscuridad para controlar a otros. Los humanos que no podían amarse a sí mismos. Los humanos que no podían creer que ellos fueron divinos, y comenzaron a creer en el mal, y no sabían de la belleza de su alma. Eso es Satanás. 
El mal existe porque creemos en el, y le damos poder. Es un gran paso permitir que todo eso se vaya. Y es más, esto conlleva un compromiso con nosotros mismo. La vida es sólo una experiencia. Una hermosa, apasionada y expresiva experiencia. Y mientras que otros pueden elegir vivir en la sombra de la oscuridad en sus vidas, y otros pueden optar y considerar que una parte de sí mismos sea mala y oscura, nosotros vamos a ir más allá de eso. Más allá de la oscuridad, que es una gran mentira.
La mente va a tratar de manipularte y tratara de manejar tus pensamientos y alimentara tus creencias internas, y tratara de justificarse. La mente dirá: "Pero no estás listo. No puedes dejar que todo se vaya". La mente llegará a ser filosófica sobre todo esto. Pero ustedes dirán, no más mentiras, ya fueron suficientes. Sobre todo no entra en pelea con la mente, no luchar contra ella, solo si así lo eligen, seguir hacia delante..
                                                                                                                                    

36 comentarios:

  1. Prefiero creer, que la mentira no existe, es la ausecia de verdad.
    El mal no existe es la ausencia del bien.
    Las sombras no existen, son la ausencia de luz.
    Pongamos verdad, bien y luz y ahí anida el amor, que es vida.
    Me gusta más verlo de esta manera.
    Gracias Cristina, por estas profundas letras para reflesionar.
    Un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  2. Me gusta esta entrada, da para reflexionar mucho.
    Al creer en su existencia se le da paso a la actividad diabólica, es como un lavado cerebral que se da desde la infancia a todos los seres humanos.
    Abrazo

    ResponderEliminar
  3. Yo creo que el bien y el mal está nosotros. Debemos aprender a construir y no destruir Te mando un beso

    ResponderEliminar
  4. Cristina, descorres el velo de una realidad que nos han dicho desde pequeñas que existía y hemos vivido creyéndola. Cuantísimas muertes hechas en nombre de esta gran estafa hizo la Inquisición en España. Por el miedo y el temor se domina a las personas, si a un niño le repites que viene el hombre del saco, te aseguro que hasta le ve.

    El miedo es una semilla con brazos muy largos que te ahoga y hasta no puedes ni respirar, creo que fue el papa Juan Pablo II quien afirmó que el infierno no existe, y eso dicho por un representante de la Iglesia Católica, nos aporta la verdad y el conocimento del yo soy.

    Los hombres somos los causantes de tanto sufrimiento y terror ¿Puede haber más Satanas que el campo de concentración de Auschwitz? ¿o los terribles asesinatos de las guerras?
    Felicitaciones Cristina por esta entrada valiente que nos da las pautas para descorrer el velo del miedo y vivir en la luz con la chispa divina que todos tenemos.

    Un abrazo con todo mi cariño.
    Nines

    ResponderEliminar
  5. Si somos conscientes de que no existe algo que nos confunde ... al fin desaparece. Besetes.

    ResponderEliminar
  6. Hola Cristina,hace algún tiempo no habría entendido esta entrada pero hoy gracias a Dios no sólo la entiendo sino que estoy de acuerdo en todo cuanto dices.

    Muchos besos y muchas gracias:)








    ResponderEliminar
  7. Cristina, estoy de acuerdo contigo...Somos lo que creemos y ponemos en práctica. El miedo nos aturde muchas veces y no nos deja caminar hacia adelante y ver la luz. Somos libres para elegir el bien y el mal. La mente nos prueba con sus expectativas y exigencias, haciendo todo más difícil...Por tanto tengamos fé, confianza y esperanza y pongamos el corazón en lo que hacemos.
    Mi felicitación y mi abrazo por tu profunda y reflexiva entrada.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  8. Hola Cristina, estoy de acuerdo. Mi abuelo decía que el miedo no existe, que nosotros lo creamos. Y es verdad porque los niños chicos no tienen miedo a nada, ni nadie. Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
  9. Nosotros creamos nuestros propios miedos
    Y si permitimos que otros nos lo peguen poco hemos andado en el sendero de la mejoria espiritual
    No creo en ningun tipo de maldad que otro pueda hacer, no lo acepto y me siento libre
    Cariños

    ResponderEliminar
  10. Aquí en la tierra se encuentra todo Cristina, el bien y el mal, depende de nosotros que lado queremos tomar.... buena entrada besos preciosa :*

    ResponderEliminar
  11. Como un cigarrilo, como una copa de alcochol, como el miedo, como la mala costumbre...Nuestra mente se acomoda a lo que le damos y a sabiendas, el cuerpo piede más de lo mismo. Los malos habitos crean una trampa inteligentísima para que no escapes de ellos pues esas lagunas, se hacen cada vez mas y mas grandes...Hasta hacerte exclavo de ellas y ahora, sientate y lloras

    ResponderEliminar
  12. Dice Jesús:yo soy el camino,la verdad y la vida; el que cree en mi no andará en tinieblas.Si no nos alejamos de El y vivimos llenos de esperanza y fe seremos felices,libres y tendremos luz para ver siempre el lado bueno de las personas y circunstancias que nos toque vivir.
    Si por el contrario nos dejamos llevar de los celos, la envidia,el rencor,la avaricia el orgullo...viviremos en tinieblas.También viven en un infierno las personas que no aceptan los avatares de la vida y se cierran a la luz que les podrían aportar las personas que les quieren.
    En cuanto al miedo,es propio de cobardes.La determinacion y la voluntad son las armas que siempre le vencen.
    Cristina, has hecho una entrada que ha dado mucho de sí.
    Muchas gracias y recibe un cariñoso abrazo

    ResponderEliminar
  13. Una duda que tengo tras leer la última frase:
    "No entra en pela con la mente..."
    Sería no entrar en pelea ¿correcto?
    Hasta la próxima¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Manuel, gracias por avisarme, no me había dado cuenta.
      Un abrazo.

      Eliminar
  14. En realidad nosotros mismos somos luz y oscuridad, ángeles y demonios, pero cuando una parte de nosotros no es capaz de estar en ese equilibrio y siente miedo, dudas, etc es cuando los diablos crecen y nos hacen alejarnos del verdadero camino.
    Besos

    ResponderEliminar
  15. Pesada carga a nuestras espaldas...
    Haces que todo parezca más fácil, eres fabulosa.
    😘

    ResponderEliminar
  16. Pesada carga a nuestras espaldas...
    Haces que todo parezca más fácil, eres fabulosa.
    😘

    ResponderEliminar
  17. Fantástica tu reflexión. Y, como siempre, aprendo con tus palabras que tanto ayudan,

    Un beso. Feliz semana.

    ResponderEliminar
  18. Difícil tema. Si existe el bien, tiene que existir el mal. Hay una frase del Marqués de Sade que lo dice todo: No hay más infierno para el hombre que la estupidez y la maldad de sus semejantes.
    Para meditar es tu entrada.

    ResponderEliminar
  19. Imagino que esto es una creacion del hombre para colocarse por encima de los demás por su propio interes mientras que la debilidad espiritual de cada uno se va menguando debido a la insistencia en estas creencias. Todos tenemos un lado de oscuridad no tiene por que ser Satanas.
    un besote cuidate

    ResponderEliminar
  20. El orgullo y el egoismo, dos fuertes pilares hijos de la gran oscuridad.
    Fijar siempre y en todo momento la mirada en la LUz para no caer en la tentación.

    Un Abrazo.

    ResponderEliminar
  21. ya estoy en su blog y ya tiene una seguidora mas
    Pase y siga mi blog en donde pone (participar en este sitio) pinche ahí: http://mibonitolugar.blogspot.com.es/ Espero su visita

    ResponderEliminar
  22. Cristina una reflexión muy enigmática, una moneda con dos caras, en la multitud se aprecia que cara es la que manda más a las personas Saludos

    ResponderEliminar
  23. Si, muy cierto, solo somos luz, viviendo esta ilusión de vida...en la que una parte del libreto es creer en la oscuridad... ya pasará...

    Flores y Luces

    Isaac

    ResponderEliminar
  24. Yo creo que sí existe el infierno, porque lo he vivido y he estado en él.
    Pero tal vez tengas razón y los demonios sólo sean un priducto de nuestra mente cuando está débil. Besos!!!

    ResponderEliminar
  25. No creo en SATANAS, creo en la falta de amor, en la grandísima ignorancia impuesta , manipuladora cerrando mentes con puertas blindadas aparentemente. Hay que liberarse , abrirte a las infinitas señales que te llevan a CREER en el amor universal -amemonos-.

    No es posible olvidar aunque tarde en venir, es algo que sabes de manera clara.

    Besos y un grandísimo abrazo


    TRamos

    ResponderEliminar
  26. Yo creo que el infierno y el cielo, existe en el ahora, entre nosotros, cada cual forja su vida en consecuencia. Muy buena reflexión te felicito además por las imágenes están muy bien escogidas.

    Un fuerte abrazo amiga.

    ResponderEliminar
  27. Después de leer lo que dices en tu entrada, no se te puede olvidar fácilmente, hoy has logrado que reflexionemos y, al mismo tiempo, nos liberemos de muchas de las creencias que nos han inculcado erróneamente.
    No te falta razón, amiga mía, yo opino lo mismo que tú.
    Cariños en el corazón.
    Kasioles

    ResponderEliminar
  28. Si. Aunque yo no soy demasiado creyente. Para mi depende de los estados de animo, las cosas que le andan pasando que uno va reflejando la vida. Por ahi tiene una mala racha. Se le murio algun ser querido, se separo de su amante, anda mal economicamente, tiene preocupaciones. Lleva una vida gris, triste. Y mas tarde conoce un nuevo amor, viaja, hace actividades, vida social. Lo que le daria mas colores a su vida. No se. Para mi tambien es el La situacion en que se halla uno, los momentos que atraviesa, etc. Te mando un abrazo

    ResponderEliminar
  29. La reflexión es acertada, Cristina, y la afirmación sobre el poder de la mente, clara. Así es ella, el ego de cada uno. Lo que creemos ser pero que no es. Si bien domina la vida de tantos.

    En cuanto a no enfrentar a la mente, esos pensamientos y sentimientos que consideramos no "adecuados" pero que están ahí, tienes razón, luchar contra ellos sólo los alimenta, haciéndolos crecer... Pero esta es una lección que si bien en teoría todo el mundo se apunta a ella, en la realidad de cada uno no resuslta fácil. precisamente por ello. ¡Los juegos de la mente!

    ¿Cómo resolverlo? ¡Observándose!... Sin dejarse arrastrar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  30. Yo creo que la mente es una herramienta del alma ¿por que la utilizamos en contra nuestra? Las creencias que nos han transmitido de un Satanás que nos empuja hacia el infierno han sido y son un arma manipuladora. Creo que nuestra generación debe educar a los niños en el amor a la vida y no en el miedo limitador.
    Un abrazo Cristina y gracias por compartir.
    Júlia

    ResponderEliminar
  31. Hola cristina,
    totalmente de acuerdo con lo que publicas.
    BESOS

    ResponderEliminar
  32. Ojalá, Cristina... Pero el mal existe, la oscuridad existe. Si no existiera, no tendríamos así el mundo.
    Podemos buscar la luz, tratar de mantenerla, incluso mantenerla. Ser de luz, desechar la oscuridad de nuestro ser, pero eso no significa que no exista.
    Todo en la vida es bipolar, si existe el bien existe el mal.
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  33. reflexiono contigo en toda esta mirada...
    no se hasta que punto sea algo tan categoricamente venido d elas enseñanzas relidgiosas o de otro origen, pero esa diferencia ha sido ancestral...

    lo manifiesto porque mis ancestros aborígenes , al menos los que yo conozco hablan del cielo de arriba y del de abajo (con sus diferencias obvio) una cosmovisión que si bien se puede decir panteísta ...uno queda pensando ( y bueno en ese pensar la mente te extrapola o te ancla en ideas preconcebidas...)
    en ello ya se que ella nos juega esas malas pasadas o mejor nos acomoda a lo que mejor nos convenga , pues al fin somos quienes elaboramos nuestras propias creencias o ideas sobre lo bueno o malo...
    basado en la ciencia pura , de echo se sabe que allá afuera hay apenas luz en medio de una infinita oscuridad...(bueno por lo que poco sabemos también)...

    muy buena reflexión...

    ResponderEliminar
  34. Todo está en nuestra mente, el mal existe porque lo creamos nosotros.
    Hermosa entrada para meditar y pensar positivamente. Me ha encantado, amiga.

    ResponderEliminar
  35. A mi entender la oscuridad es... ¡ausencia de luz!, o si alguien no me cree lo deafío a que que trate de sacar "a pozales" la oscuridad de una habitación (lo del desafío es pura broma retórica, pero ¿se imaginan intentando eso?)

    ResponderEliminar

Por favor, deja tu huella y que la luz universal te acompañe.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...