viernes, 17 de mayo de 2013

MUJERES LAVANDO

                                                                               
   Las lavanderas de antaño,
caminaban por largos caminos,
de piedra y barro.

Para lavar la ropa en los arroyos,
con el cesto de la ropa
cargan sobre sus hombros;
entonan una cantinela
con canciones de antaño.

Con el sonido del agua,
se funden en sus labores
mientras la ropa van lavando,
con trozos de jabón casero,
en viejas piedras del campo.

                                                             
Y la sacuden al viento,
escurriendo y tendiendo,
la tienden en  las zarzas.

Y el sol que es generoso,
la va soplando y  secando.

Y la tarde va cayendo,
termino  la jornada,
para volver a sus casas.

Con el cuerpo abatido
por el cansancio  acumulado,
de todo un día, de esfuerzo y trabajo.

Cristina. 

74 comentarios:

  1. Pues si, las lavanderas de antaño, que se lo digan a nuestras madres, seguro que muchas sobre todo las más mayores han lavado de rodillas en aquellas lavanderías provicionales que hacían en los ríos, un beso y feliz finde semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En esos tiempos creo que se libraron pocas de lavar en los ríos. Buen fin de semana.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Mi madre, que era una de esas lavanderas :-) dice que antes la gente cantaba en el trabajo, cantaba en casa, cantaba siempre. No tenían apenas nada, pero cantaban sin cesar. Hoy, que tenemos lavadoras automáticas, que lo tenemos todo, la gente va siempre con cara de preocupación, de estrés, de amargura... ¿Qué estamos haciando mal?

    Gracias por esta entrada tan linda
    Besos

    http://frasesdedios.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ana, pues tu madre tiene razón. Porque yo me acuerdo que la mía siembre estaba cantando. (Estamos haciendo mal, que nos olvidamos quien somos, y de donde venimos).
      Besos.

      Eliminar
  3. ¡Qué precioso homenaje!
    Feliz fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias mpmoreno, por tu comentario.
      Feliz fin de semana para ti también.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Admirable el trabajo de la mujer antaño, claro que si, y tiene tanta razon el comentario de arriba, hoy a pesar de que el trabajo es mas ligero, la actitud con que se realiza deja mucho que desear.
    Linda entrada.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Betty, gracias por tu comentario. Un fuerte y cálido abrazo.

      Eliminar
  5. Um trabalho encantador e romantico.
    Parabens
    veraportella

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu visita y comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  6. Hola, me gustó este poema-homenaje.
    Gracias por llegar a mi blog "De mis recuerdos", donde acomodo detalles y mimos blogueros.
    Te invito a conocer mi blog principal "Barcos de papel", el lugar donde publico mis poemas, relatos, pensamientos, reflexiones...
    Saludos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ángeles, gracias por quedarte. Me pasare por tu blog.
      Saludos.

      Eliminar
  7. Respuestas
    1. Veronica, gracias me alegra que te guste.
      Besos.

      Eliminar
  8. Hola Universo,precioso!!!no lo podías haber descrito mejor, como trabajaban en esos tiempos,mi abuela confeccionaba los trajes de los marineros y también era lavandera de esos mismos trajes.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Teresa, mi madre también la toco de lavar lo suyo. Por lo menos ahora tiene lavadora.
      Besos.

      Eliminar
  9. Hermosos versos Universo...tal cual se realizaba antiguamente...era una verdadera odisea...Lo has expresado bellamente,tus fotografías me encantaron,..
    Felicitaciones amiga.
    Un fuerte abrazo con todo mi cariño.
    Hermoso fin de semana para tí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Amiga, estaba cerca. Me gustaba ir a buscar a mi madre al río.
      Gracias infinitas buen fin de semana para ti también.
      Un cálido abrazo.

      Eliminar
  10. Sus versos muy lindos, hicieron un recuerdo em mis pensamientos.

    besos!

    ResponderEliminar
  11. Uy hermoso , poema y aun en mi pais se ve a las lavanderas ganandose a si la vida . Un beso y te me cuidas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ciyu, así es. Todavía hay países que se buscan la vida como pueden.
      Besos.

      Eliminar
  12. Espectacular homenaje, felicitaciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Boris, gracias por tu visita y comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  13. ¡Hermoso poema!
    Ha sido 'todo' un placer leerte.
    Un abrazo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola India, me alegra verte por aquí. Gracias por tu comentario.
      Besos.

      Eliminar
  14. Oh siiiii aún en estos tiempos aquí en la Sierra Peruana existen esas lavanderas de camino, que les gusta mucho lavar en el río... un día lo hice yo, pero es MATADOR!!! jajajaj preciosaaaaaaaa Universo :*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Patty, nosotras nos estamos acostumbradas a esas cosas. Gracias que tengas feliz domingo.
      Besos.

      Eliminar
  15. Olá! Que espaço lindo e mágico! A poesia é magnífica! Fico por aqui e voltarei. Abraço!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rose, bienvenida gracias por tu visita.
      Un abrazo.

      Eliminar
  16. Qué bonito!!!. Ahora con las lavadoras no podemos quejarnos, ja ja ja. Buen finde. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lobezna, que haríamos sin lavadora. Feliz domingo.
      Abrazos.

      Eliminar
  17. Universo, un buen homenaje para las que han sido, son y serán lavanderas en ríos o lavaderos públicos, yo lo había hechos en los dos, era muy cansado ¡¡menos mal que por aquí ya pasó a la hitoria!!.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Priego, la verdad que hay cosas que mejor que no vuelva. Gracias por comentar.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  18. ¡¡Tu blog es precioso!!
    Lleno de mensajes lindos que nos tocan directamente el alma.
    Encantada de haberte descubierto.
    ¡Hasta la próxima! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marion, me alegra que te guste. Vuelve cuando te apetezca.
      Saludos.

      Eliminar
  19. Lindas letras en este hermoso homenaje a las lavanderas de antaño......Buen fin de semana Universo....un besito..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Camelia. se lo merecen por todas las calamidades que han pasado.
      Besos.

      Eliminar
  20. Tú me has encontrado y yo he llegado a tu blog.
    No te puedes imaginar lo mucho que me ha gustado tu entrada.
    No he podido remediarlo, me llevó a un pasado muy lejano tanto.... que hasta hoy cría tenerlo olvidado.
    Y me sentí niña, en mi tierra, con los míos, muy querida y mimada y recordé....
    Que todas las semanas, mi madre preparaba un hatillo con ropa para que una lavandera se la trajese aseada y planchada.
    La ropa aquella, mi niña, a campo y sol perfumada, era como la fuente viva de una naturaleza que la capital ocultaba.
    No te puedes imaginar lo mucho que me ha gustado tu entrada.
    Espero no perderte la pista y que nos sigamos visitando.
    Te dejo mis cariños en ese lindo corazón.
    kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Kasioles, gracias por tu comentario. Me alegra que te haya gustado, estaré encantada de que estemos en contacto.
      Un abrazo.

      Eliminar
  21. Qué bellas fotos, qué hermoso texto! Me hace recordar vivencias de mi madre y de mi infancia. Gracias, Universo por tan bellos recuerdos. Besos. Feliz domingo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Julie, me alegra que te guste. Gracias a ti por tu comentario.
      Besos.

      Eliminar
  22. Era mucho más esfuerzo, pero se quedaba la ropa mucho mejor, y el buen rato que pasaban charlando de sus cosas, eso, no tiene precio.

    Besotes Uni, buena semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ion, por lo menos la ropa se secaba al aire y al sol.
      Gracias Besotes.

      Eliminar
  23. Sentido y merecido homenaje a esas estupendas mujeres!!!!

    Cariños y buana semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Abuela, gracias por tu comentario. Buena semana para ti también.
      Un abrazo.

      Eliminar
  24. Te quedó hermoso y poco tengo para decirte que no te hayan dicho ya... otros tiempos, más convivencia y calor humano. Cuando clarlo con mi lavadora me llena de impotencia que no me contesta...
    Todavía hay muchos sitios en donde no cuentan con los recursos para obtener comodidades. Me hiciste recordar la canción de La lavandera de Violeta Parra.
    Que tengas feliz inicio de semana. Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sara, la verdad que había más convivencia que ahora. Eran otros tiempos, meno mal que ahora tenemos lavadora.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  25. Universo, siento haberte mal interpretado tu comentario sobre mi post, :(.
    Gracias por tu nota aclaratoria.
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ángeles,tranquila no pasa nada. Que todos los problemas fueran esto.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Otro abrazo para ti también.

      Eliminar
  26. ¡Qué duro era el trabajo de la mujer de antaño! Y ahora si se nos rompe la lavadora es una tragedia ¿qué haríamos sin ella y sin nuestra secadora y demás chismes que nos facilitan la vida?
    Abrazos a repartir

    ResponderEliminar
  27. Hola Julia, la verdad que si que eran muy duros. Y ahora no apreciamos lo que tenemos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  28. Buen homenaje a la labor desempeñada por las mujeres en otro tiempo.

    Un abrazo, Universo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jorge, gracias por tu visita y comentario.
      Un abrazo.

      Eliminar
  29. Era un durísimo trabajo el que tenían a diario nuestras madres o abuelas.
    Pero, por lo que me contaban las mías, su recompensa era el rato que pasaban charlando, contándose sus cosas e incluso viendo al joven que las pretendía (como decía mi abuela) y que siempre se las apañaba para hacerse el encontradizo en el camino de ida o de vuelta.
    Qué tiempos aquellos llenos de sencillez y de intercambios personales...
    He disfrutado un montón recordando, recordando.
    Un gran beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Belén, porque me vino todo una cosa tras otra. Porque yo iba a buscar a mi madre, cuando tenia que ir al río. Era una cría, cuando me tuve que venir aquí. Como dices, hacerse el encontradizo también en el camino de la fuente, de eso si me acuerdo.
      Besos.


      Eliminar
  30. yo aun recuerdo a mi abuela y madre que duros trabajos hacían y que poco reconocidas y apreciadas.Gracias por tan bonito homenaje.Bikiños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esther. La verdad que era una vida muy dura. Para nuestros padres, solo unos poco vivían bien.
      Un abrazo.

      Eliminar
  31. Mujeres sufridas eran las de antes, mira que de solo pensarlo me canso... si se descompone mi lavarropas... me muero! :)
    Namaste, querida amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida amiga, que haríamos sin lavadora. Era un trabajo muy duro, el que hacían. Realizaban esta labor todos los días, ya que era el medio de llevar un pequeño jornal a casa.
      Carolina, Namasté,

      Eliminar
  32. Esas sí eran mujeres. Aún con escasos recursos. No tenían impurezas de ciudad.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Gilberto, gracias por tu visita y comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  33. Bonitas tus palabras honrando a nuestras antepasadas. Ahora tenemos lavadora y secadora pero la ropa ya no huele a Sol.
    Un saludo!
    Júlia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Julia, la ropa tendida en el campo su olor era más fresco. Se secaba en cima de la hierba, y las zarzas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  34. Hola Universo hermoso relato
    que ejemplo de valentía
    y esfuerzo que demandaban
    estas mujeres, si por
    lo menos las que quedan
    en el medio Oriente, se
    valoraran más se podría
    valorar la cultura que
    ellas siguen manteniendo
    viva..
    Te dejo un besote..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Claribel, espero que algún día todas las mujeres del mundo. Se valorada como se merecen.
      Besos.

      Eliminar
  35. ¡Hola,querida amiga!.Te leí el sábado y me encantó el recuerdo y/o semblanza que haces de algo bastante doloroso por lo que tuvieron que pasar tantas mujeres.Algunas,las que yo veía,cantaban,hablaban,reían...pero al mismo tiempo recuerdo sonrisas en los labios y la tristeza del alma en los ojos.Mi madre no lavó nunca fuera de mi casa;lo hacía en una pequeña huerta interior.
    Como haces últimamente,las entradas que pones me dan pié para mis poemas y relatos.Con este no podía ser menos,porque tengo una buena anécdota que plasmaré en alguna entrada.
    ¡Encantada de leerte siempre,Universo,te abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola amiga, me encantará leer esa anécdota que tienes que contar, porque seguro que te quedará divina. Porque escribes comos los ángeles.
      Mª Carmen un fuerte abrazo.

      Eliminar
  36. Every Day Starts With Some 'Expectation'
    But
    Every Day Ends with Some 'Experience'
    This is Life... So, Enjoy The Day Every Day
    Have a Nice Day..
    Hugs Kisses Aurora

    ResponderEliminar
  37. Aurora, gracias por tu visita. Que tengas un buen día.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  38. Me gustan los poemas que entre verso y verso nos van contando una historia tan maravillosa como la que tú nos traes hoy aquí. Precioso homenaje.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario y tu visita.
      Besitos.

      Eliminar

Por favor, deja tu huella y que la luz universal te acompañe.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...